La sociedad y los perros

 

LA SOCIEDAD Y LOS PERROS

Muchas veces las personas que convivimos con perros encontramos muchas trabas a la hora de alquilar una vivienda, viajar o acceder a ciertos espacios, como playas, centros comerciales, albergues o casas de acogida… Esto hace que, por ejemplo, periodos de vacaciones, mudanzas, o rupturas de pareja sean momentos muy críticos para muchos perros, que acabarán siendo abandonados. También para las personas que somos responsables y que jamás abandonaríamos a nuestros perros nos haría la vida más fácil.

Con este mensaje no quiero justificar ni defender el abandono, ni mucho menos… la base son las personas responsables y comprometidas con sus perros y que de antemano ya saben el panorama que tenemos; pero sí creo que la sociedad en general debería reflexionar sobre estas cosas y que se establecieran diálogos para poder hacer las ciudades y la vida más fáciles para perros con personas y para las personas sin perro. Cada vez son más los perros que viven en familia en entornos urbanos y surgen problemas de convivencia.

f1f5a497d1f7ac9ed9df0ba9fe3c5c63

Por ejemplo, está muy bien el esfuerzo que muchos municipios hacen para dotar de espacios para perros a sus parques. Sin embargo, raras veces su diseño se adecúa a las necesidades de los perros, ya sea por espacio (la mayoría minúsculos) o por cómo están distribuidos los diferentes elementos (en algunos no hay agua ni bancos para sentarse, o no tienen iluminación adecuada, ni zonas separadas para evitar peleas, o todo el espacio está ocupado por obstáculos de Agility…)

En algunos lugares la solución no ha pasado por hacer parques para perros, sino por establecer horarios en los cuales los perros pueden ir sueltos por los parques públicos, lo que me parece muy buena idea siempre y cuando se establezca la señalización adecuada, haya zonas cerradas por seguridad y lugares donde unos perros no puedan ver a otros y además puedan observar en la distancia…

perro curiosoeOtro tema es la pirotecnia. Está muy bien celebrar y divertirnos, pero si para eso hay otros seres que tienen que sufrir, no creo que esté justificado su uso. Ya se fabrican fuegos artificiales sin sonido, para proteger a las personas y a otros animales del miedo que les produce el estruendo.

En el transporte público se está avanzando bastante, pero aún hoy día en la mayoría de las ciudades no puedes subir al bus, al metro o a un taxi con tu perro. No solo nos fastidiamos quienes tenemos perro, sino que además, nmo podemos colaborar en la prtección del medio ambiente al tener que coger el coche en la mayoría de ocasiones si quieremos movernos con nuestro perro.

Por supuesto, sobra decir que eres responsable de tu perro y de cómo vas por la calle con él. Tu deber es enseñar a tu perro a ir calmado, vale, pero tú también deberías ser responsable y recoger las cacas, no dejar que marque en las esquinas de las casas, no permitir a tu perro saludar a otros perros de forma brusca ni hacer actividades con tu perro que puedan molestar a otros perros o personas, o cualquier otro ser vivo.

En otros Ayuntamientos he visto campañas en las que multan a las personas por no recoger los excrementos de sus perros y me parece muy bien para aquellas personas a las que las normas deben serles impuestas porque de otra manera pasan, pero creo que estas campañas se deberían complementar con otras de sensibilización- educativas y además dotar de mobiliario urbano adecuado, como por ejemplo, poner más papeleras.

mano-humana-y-pata-de-perro-700x465

Creo que las ciudades y la sociedad deben estar preparadas para acoger a toda la diversidad de personas, cada uno con su realidad (ya sea que conviven con perros, tengan diferente cultura, diversidad funcional, deportistas, mayores, niños…y de velar por la convivencia pacífica y la eliminación de barreras que dificultan muchas veces el entendimiento y el día a día.

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.