7 consejos para mejorar los paseos con tu perro

7 consejos para mejorar los paseos con tu perro

 

Aparte de aprender a caminar con tu perro sin que éste tire de la correa, hoy te doy 7 consejos más para mejorar esta actividad tan importante y necesaria para el bienestar de tu perro:

1.- La salida.

Es una parte muy importante del paseo. El objetivo es que salga tranquilo y relajado y no pasado de rosca:

a) Señales.

Tu perro, en cuanto ve que coges la correa y las llaves, ya sabe que vais a salir. No es necesario que lo excites diciéndole “Toby, que? Nos vamos a la calle?” y que empiece a saltar y a ponerse nervioso. Lo ideal es que salga a la calle tranquilo, no lo alteres, él es capaz de asociar situaciones y sabe cuándo va a salir, no es necesario que le des más información.

20160723_104151b) Pedir la permanencia en la puerta antes de salir.

Es un ejercicio de autocontrol muy bueno para promover la tranquilidad y evitar accidentes. Sin embargo, es algo que tienes que practicar, no pretender usar este ejercicio solo en los momentos de salida, cuando tienes prisa y estás nervios@. Practica cinco minutos al día en ocasiones en las que no vayáis a salir y en las que sí. Pero sobre todo, con mucha tranquilidad. Si tu perro se levanta antes de tiempo, no le grites, pues vas a excitarlo mucho más y estás realizando un ejercicio bastante complicado para él. Recuerda… tranquilidad y relax ante todo. Si practicar este ejercicio antes de salir te supone entrar en conflicto con tu perro, no lo hagas y sigue entrenando.

El material.

Muchos de los tirones de correa y problemas en el paseo se deben a un uso inadecuado del material o que el material que usas no es el más recomendable. Yo me decanto por arnés (antitiro si tu perro está aprendiendo a no tirar, pero no el que comprime, sino el que es fijo –senseyble o senseation) y una correa larga, de 3 metros, NO FLEXI!!. No, no es una exageración. Una correa de tres metros permite la movilidad y te evitará tirones. Si quieres saber más sobre este tema, consulta este post que escribí solo dedicado al material de paseo:

tú, tu perro y la correa

Llevar premios.

Durante el paseo pueden surgir ocasiones para entrenar un ejercicio y necesitarás premios. Si tienes una buena comunicación social, y tu perro te ofrece una conducta ya conocida, bastará con los motores sociales, pero en el caso de estar enseñando un ejercicio, necesitarás premios para reforzar. También te pueden servir para recuperar emocionalmente a tu perro ante un estímulo o situación aversiva, o hacerle una conducta distractora (luring/olfato). Vaya… que no olvides los premios!!!

20171028_104718 Dejarles olfatear.

Primordial permitirles que huelan todo lo que quieran, ellos se mueven por el mundo con su olfato y necesitan obtener información del entorno olisqueando. a mis perros les encanta olfatear cosas que nos vamos encontrando por la calle e incluso vamos a  la caza de olores. Al lado de casa tenemos un pipican al que nos gusta ir cuando no hay nadie (super tarde!). mis perros disfrutan olfateando los olores de los otros perros!

Cambiar la ruta.

En el caso de que tu perro sea inseguro y tenga miedo a salir a la calle, intenta hacer la ruta predecible. Pero el resto de perros disfrutarán mucho más haciendo rutas diferentes, con olores y estímulos nuevos. Es muy aburrido ir siempre por el mismo sitio!

Déjale elegir por dónde ir.

A los perros no les permitimos tomar muchas decisiones a lo largo del día. Elegir por dónde quiere pasear es una concesión muy fácil de permitir!

20170208_183229Pasea con tu perro.

Como siempre digo, disfruta de lo que estás haciendo con tu perro. No olvides lo fundamental, el por qué vives con un perro: porque quieres hacer cosas con él. No te tomes los paseos como una obligación… disfrútalos y vívelos con tu perro. Deja el teléfono en casa y sal a pasear con tu compañero!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.